lunes, 15 de febrero de 2010

EL GRAN PELIGRO PARA ISRAEL......


ARMA SECRETA: SI RUSIA QUIERE, IRAN GANA LA GUERRA.
Los expertos militares son contundentes: Si Rusia le entrega el sistema misilístico S-300 a Irán, otro puede ser el escenario de un potencial (y encarpetado) ataque USA-israelí a las usinas nucleares de Teherán. El carácter estratégico (en un contexto de ataque sionista a Irán) que revestiría dicho sistema de defensa en manos iraníes, genera presiones constantes a Moscú por parte de EEUU, Israel y la Unión Europea para evitar que los misiles S-300 neutralicen el accionar de los cazas y bombarderos sionistas en un hipotético raid contra las usinas nucleares y las instalaciones militares de Irán. El fin de semana, la prensa internacional reveló dos informaciones clave que se complementan una con otra. La primera, señala que el primer ministro, Benjamín Netanyahu, partió el domingo en un viaje a Rusia, cuyos objetivos formales fueron definidos en un comunicado oficial: "Veo a Rusia como una gran potencia y un amigo importante del Estado de Israel. En mi visita, discutiremos una variedad de asuntos, pero primero y principalmente, hablaremos sobre Irán". "Israel cree que debe aplicarse una fuerte presión en la cuestión iraní, especialmente, aplicando sanciones tajantes, como las que la Secretaria de Estado de los Estados Unidos, Hillary Clinton, llama "sanciones paralizantes", continuó el comunicado de Netanyahu. La segunda noticia, también difundida por la prensa Israelí, destaca lo que los analistas judíos consideran como la "verdadera razón" del viaje del primer ministro a Moscú: Presionar a Rusia para que no entregue el sistema de misiles S-300. El contrato de compra de cinco sistemas S-300 fue firmado en diciembre de 2005, y en diciembre de 2008, la agencia de noticias oficial iraní IRNA informó que Rusia comenzó a realizar el suministro de unos elementos del sistema S-300. Pero más tarde el Servicio Federal ruso para la cooperación técnico-militar desmintió esa información. Citando fuentes militares rusas, la prensa israelí señala este lunes que Rusia no ve razón para retrasar la venta a Irán del S-300, su más poderoso sistema de defensa aéreo. "Existe un contrato firmado (por los misiles S-300), el cual debemos respetar, pero las entregas aun no han comenzado", dijo Vladimir Nazarov, vice canciller del Consejo de Seguridad ruso. "Este acuerdo no esta restringido por ninguna sanción internacional, debido a que se trata de la entrega de un arma exclusivamente de defensa", continuó Nazarov en referencia al acuerdo entre los presidentes Ahmadineyad y Medvedev. Según la descripción técnica proporcionada por la Defensa rusa, el S-300 (SA-10 Grumble, según la OTAN) es un sistema antiaéreo diseñado para proteger instalaciones militares y centros industriales y de mando, de los ataques masivos desde el aire y el espacio. Es capaz de destruir todo tipo de aviones, misiles balísticos y de crucero y teóricamente, puede atacar objetivos terrestres. El sistema S-300 es capaz de efectuar el seguimiento simultáneo de 6 blancos y disparar contra ellos hasta 12 misiles a la vez. Según los expertos militares rusos, el suministro del sistema antiaéreo S 300 haría invulnerable a Irán frente a ataques de Israel. La preocupación israelí y su presión sobre Moscú para que cancele la entrega obedece a una estimación estratégica. Si en el primer escenario, con un ataque demoledor sobre las instalaciones militares y nucleares iraníes, no se consiguen los objetivos de paralizar la defensa iraní y destruir los blancos nucleares buscados, se activaría un segundo escenario con una reacción islámica generalizada (guerra irregular o asimétrica) contra diferentes blancos de Israel y EEUU en la región. En este segundo escenario, se potenciarían las bajas de aparatos y aviadores israelíes (o norteamericanos) precipitando una crisis en Washington y Tel Aviv, y se desdibujaría la posibilidad de una reacción interna contra el régimen de los ayatolas, uno de los objetivos centrales que guiaría una operación militar sionista contra Irán. Esa es la explicación más coherente de porqué el sistema S-300 ruso se ha convertido en la pesadilla de Washington y de Tel Aviv.

1 comentario:

  1. Hermana Erika, que Dios la bendiga. Me gustaría que tener contacto con usted e intercambiar información y enlaces cristianos, puede agregar mi blog a su lista de seguimiento. Si desea más información:

    http://profeciasparacostarica.blogspot.com/

    profeciascr@gmail.com

    ¡Bendiciones!

    ResponderEliminar

HAS TU COMENTARIO SI DESEAS AQUI